BELLEZA, BeWell

Hablemos sobre estar mucho tiempo en un avión y que tu piel no sufra las consecuencias

COMENTARIOS
Ago 30, 2018 by Gisella

Sea cual sea el destino, debes saber que es posible pisar tierra firme con una buena cara…

Las vacaciones son sinónimo de viajes. Sí, cortos o largos, pero muchos (muchos) viajes. Pero sin importar que tu destino sea frío o calor, lo cierto es que viajar en avión nos añade un extra de estrés a nuestros planes, ya que como todo viajero máster lo sabe, los vuelos afectan negativamente nuestro organismo, sobretodo el rostro, dejando la piel deshidratada, hinchada e irritada para que tu aterrizaje sea épico.

La sequedad de la cabina necesaria para garantizar su presurización – es decir, es necesario el bombeo constante de aire del exterior que tiene una humedad muy inferior a la que estamos acostumbrados–, la radiación ultravioleta es más intensa en los aviones al volar a mayor altitud, la retención de líquidos por inmovilidad y gases ocasionados por los cambios de presión, son las principales causas de que en caso de que la piel sea seca se vuelva más seca, o si por el contrario es grasa es muy probable que la aparición del cebo se multiplique. Por eso hemos recopilado para ti una guía útil para que la llegada a tierra firme cumpla su propósito: hacerlo con buena cara. ¡Despegamos!

Prevenir es mejor que curar

El refrán más cierto del mundo, sin lugar a dudas. Y es que siempre nos han dicho que la piel se cuida desde adentro, desde antes, desde siempre, por eso lo primero que debes cuidar son los alimentos que ingieres desde 24 horas antes de viajar. Olvídate del alcohol, la cafeína y las bebidas gaseosas, no solo ayudan a resecar tu piel sino que también son los causantes de la retención de líquidos. Tampoco podemos olvidar las comidas grasosas, por el contrario prefiere comidas ligeras que te permitan a su vez descansar durante el trayecto.

Date un coctel de belleza antes del vuelo

Ya a estas alturas hemos entendido que volar puede causar un desastre a magnitudes enormes en nuestra piel, por eso si mantener una piel 10 está dentro de tus prioridades no va a sonar muy descabellado realizar un plan previo a poner el primer pie en el aeropuerto. ¿Cómo? ¡Consiente tu piel antes de las vacaciones! Mímala con un tratamiento completo para limpiarla, oxigenala e hidratarla, de esa manera estará en excelentes condiciones y los agentes externos o malestares que se presenten en cabina no la agredan tan fuertemente.

También es esencial que te olvides del maquillaje –o al menos un poco, esto es un crimen contra tu piel– a la hora de viajar. Por el contrario, prefiere un ritual completo protagonizado por un limpiador suave, un sérum, y una buena crema hidratante a base de aceite.

Cleansing Milk With Gentian “Combination/Oily Skin”, de Clarins

Dior Hydra Life, de Dior

Hidrata, hidrata, hidrata

El agua y una mascarilla hidratante a bordo será tu mejor fórmula para luchar contra la deshidratación antes, durante y después de volar. Apuesta por bebidas súper hidratantes como el agua mineral –si no eres amante, puedes sumarle un poco de pepino y menta para darle un poco de sabor–, agua de coco, agua caliente con limón o una infusión con hierbas y especias, tu piel te lo agradecerá. También opta por darte un tratamiento facial durante las horas el vuelo o lo que es igual, una mascarilla de recuperación. Primero limpia tu piel con agua micelar hidratante y apuesta por las que tienen ácidos grasos omega y vitaminas que te hidratan en profundidad. Para finalizar puedes aplicar un suero antioxidante y darte un masaje para despertar los músculos de tu cara.

Hydro Boost Hydrating 100% Hydrogel Mask, de Neutrogena

Micro Essence Infusion Mask, de Estee Lauder

Phloretin CF® with Ferulic  Acid, de Skinceuticals

D-E-S-C-A-N-S-A

Puede que seas súper nerviosa y no seas capaz de pegar el ojo en todo el vuelo, pero lo cierto es que no por nada llaman a las siestas claves “beauty sleep”. La falta de sueño puede llevar a la dilatación de vasos sanguíneos, lo que puede ayudar a la aparición de ojeras y bolsas bajo los ojos, por eso aunque te resulte increíble de creer uno de nuestros consejos es que inviertas en accesorios para descansar adecuadamente en un avión, como una almohada y un antifaz de seda.

Recuerda estas palabras: Travel Size

Hay algunas reglas básicas para viajeros que seguramente ya conoces, pero sin duda hay una que no puedes olvidar y es que cualquier líquido que se introduzca en la cabina del avión no puede tener más de100ml. Por eso nosotras te aconsejamos que a tus preparativos previos al viaje le sumes algunas horas  preparando un neceser beauty súper completo. Puedes envasar tus “productos salvavidas” en potecitos pequeños o comprarlos en tamaño travel size.

Hydrabio H2O – Agua Micelar 100 ml, de Bioderma.

Advanced Ceramide Capsules Face & Eyes Serum Set, de Elizabeth Arden.

Drunk Elephant’s Virgin Marula Luxury Facial Oil, de Drunk Elephant

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You have been successfully subscribed